Cinco días de huelga cumplen cuatro fiscales del Ministerio Público

Soraya Morales, Jari Díxon, Luis Javier Santos y Víctor Fernández, se mantienen desde el lunes siete de abril en una pequeña tienda de campaña instalada en los bajos del Congreso Nacional, exigiéndole a las autoridades cesen de una vez el tráfico de influencias, la corrupción y el control de los partidos políticos, que confabulados con los grupos de poder, mantienen sometido al Ministerio Público.
Víctor Fernández, presidente de la Asociación de Fiscales de Honduras asegura que la población hondureña no confía en el MP y lo califica de inoperante recomienda legitimar la existencia de la institución a través del ejercicio de las acciones penales en los casos de relevancia para la sociedad. La Asociación de Fiscales hace varios meses denunció la persecución y hostigamiento a fiscales que investigan los casos de corrupción.

Casos
A través del tiempo en Honduras se han conocido irregularidades que van desde la intromisión del sector político y económico en asuntos del Estado, hasta la construcción de obras sin la debida licitación. Los fiscales que se mantienen en huelga de hambre dieron a conocer casos, como la construcción de edificios sin la debida licitación en la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH). La ex rectora de la universidad, Ana Belén Castillo, fue acusada de fraude y abuso de autoridad en perjuicio de la administración pública. Aunque existe un requerimiento, este no se ejecuta.
De igual manera se menciona una denuncia interpuesta contra el ex Fiscal General, Ovidio Navarro, acusado de malversación de caudales en perjuicio de la administración pública. En el 2004, Navarro formuló pagos para acallar las protestas de los fiscales, el requerimiento se encuentra engavetado en la fiscalía general, informaron los fiscales que se mantienen en la huelga.
Indicaron que la Federación Nacional de Futbol (FENAFUTH) también forma parte de la lista de organizaciones que han sido saqueadas por sus funcionarios, pues ellos también fueron denunciados por falsificación de documentos y malversación de fondos. La denuncia establece que los miembros de la FENAFUTH falsificaron la firma al jugador Amado Guevara. El caso también duerme el sueño de los justos.
Otro caso que no avanza es la denuncia contra el ex alcalde de Tegucigalpa, Miguel Pastor, quién habría utilizado los fondos de las aportaciones de los empleados jubilados en el Instituto de Jubilaciones y Pensiones (INJUPEM) para el pago de salarios de la Municipalidad durante su administración. La acusación también es por malversación de caudales públicos en perjuicio de la administración pública.
Asimismo aparece la quiebra del Banco Corporativo, BANCORP, donde se acusa directamente a Víctor Bendeck del delito de estafa. La denuncia fue realizada por varios clientes del banco que se vieron afectados. Además se menciona el gasolinazo, hecho cerrado públicamente por el Fiscal General sin ninguna explicación.
Los cuatro fiscales anunciaron que mantendrán la huelga de hambre en forma indefinida, hasta que la Fiscalía General rectifique su posición. Diversas organizaciones populares se han pronunciado en solidaridad con la lucha.

Gerey

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>