Familiares de Flores Lanza temen por su vida

Flores Lanza tiene medidas cautelares decretadas por la Comisión Interamericana de los Derechos Humanos, CIDH, desde el 30 de junio de 2009.
El Estado de Honduras debió proteger su vida desde que llegó al país el 27 de mayo de 2010, junto a Manuel Zelaya Rosales, Patricia Rodas y otros funcionarios del Gabinete, como resultado de la firma del Acuerdo de Cartagena el 22 de mayo de este mismo año.

Desde las seis de la tarde de este martes 22 de noviembre, la casa de Enrique Flores Lanza ya no cuenta con custodia policial, una patrulla policial y varios agentes estaban como parte de la custodia, pero la misma fue suspendida por órdenes del Juzgado de lo Penal en atención a una resolución de la Sala de lo Constitucional que deja en suspenso el Arresto Domiciliario y la fianza de 27 millones de lempiras aduciendo que puede violentar derechos y garantías del procesado.

Tememos por la vida de Kike

La preocupación de la familia en cuanto a la vida de Flores Lanza tiene que ver con la constante vigilancia por desconocidos que tiene la vivienda y porque han ocurrido crímenes, después de que salieran de la casa, entre ellos Mahadeo Roopchand Sadloo Sadloo, (HEMO), militante de la resistencia quien fue acribillado a balazos el 07 de septiembre, minutos después de abandonar la casa de Flores Lanza, horas después que se realizara un plantón frente a la Corte Primera de Apelaciones donde se interpuso varios recursos solicitando se cambiara el Arresto Domiciliario por detención vigilada.

El pasado 17 de noviembre después de que la defensa de Flores Lanza recusara a los fiscales anticorrupción y se suspendiera una audiencia por otro juicio contra él, la custodia policial lo trasladó a su casa-cárcel, en horas del mediodía. Un carro sin placas se colocó en una esquina y permaneció vigilando los movimientos en la vivienda.

La persecución se inició el mismo día del golpe

El funcionario del gobierno del presidente Manuel Zelaya Rosales, derrocado con un golpe militar de Estado el 28 de junio de 2009, se vio obligado a salir al exilio, en forma clandestina abandonó el país hasta Nicaragua, por temor a perder su vida y dado la persecución política que inició la dictadura de Roberto Micheletti contra el Gabinete de Zelaya Rosales.

La Canciller Patricia Rodas fue otra de las perseguidas, ella fue secuestrada por militares y encapuchados el 28 de junio y su vida fue protegida por embajadores de Cuba y Nicaragua que llegaron a apoyarla.

“Nosotros íbamos saliendo en nuestros vehículos, cuando nos interceptaron militares y encapuchados que nos exigieron bajar de los carros. Fue entonces cuando le dijeron a la canciller Rodas que debía acompañarlos, pero como nos resistimos nos empezaron a golpear y nos dieron varios codazos”, relató el Canciller Nicaragüense, Mario Duarte, un día después del golpe. La canciller Rodas fue llevada por los militares al aeropuerto y sacada forzadamente a México, sin una orden de detención y su vida estuvo en vilo.

A la par de la persecución una campaña para deslegitimar la imagen se echó a andar en medios de comunicación, contra el funcionario .“El Heraldo montó una campaña de desprestigio acusando a Enrique Flores Lanza de malversación de fondos públicos”, denunció Sonia Marlina Dubón, ex magistrada de la Corte Suprema de Justicia y esposa de él.

Por: Defensores en linea

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>