Millones de razones para conmemorar el 8 de marzo

En 1975 las Naciones Unidas establecierón el 8 de marzo como el Día Internacional de la Mujer. Pero esta fecha ya había sido establecida como tal desde 1910 durante la segunda internacional socialista en Suecia y se conmemoraba en muchos países.

La fecha fue escogida para recordar las valientes luchas de las mujeres en los Estados Unidos. Particularmente la huelga de las obreras textileras en 1908 en nueva York cuando murieron 129 trabajadoras.

El 8 de marzo se conmemora prácticamente en todo el mundo y las mujeres levantan sus banderas de lucha por los derechos negados desde hace siglos.

En Honduras la fecha es opacada por la celebración del 25 de enero como Día Nacional de la Mujer. El 25 de enero se ha convertido en un evento social, vacío de contenido y pretexto de los comerciantes para vender sus productos. Nada parecido a las jornadas mundiales de protestas que se realizan cada año.

Las mujeres organizadas y no organizadas deben rescatar el 8 de marzo no como un día de fiesta, sino como día de lucha donde se unan a los millones de voces femeninas en el mundo que reclaman participación en la sociedad y mejores condiciones de vida.

Las obreras de la maquila podría decirse que son las herederas directas de las luchas de las mujeres que dierón origen al Día Internacional de la Mujer. Las textileras norteamericanas desde 1857, casi 150 años, se lanzaron a las calles a pelear contra las largas jornadas de trabajo, los sueldos miserables y las pésimas condiciones de laborales.

En la maquila de Honduras y de todo el planeta esa realidad ha resurgido. Por un sueldo que no alcanza ni para sobrevivir, millones de mujeres trabajan largas jornadas en condiciones que les afectan su salud y las convierte en mano de obra descartada a los treinta años de edad.

TRES SIGLOS DESPUES

Olympe de Gouges, francesa, que fue guillotinada en 1793 por rebelarse contra el poder y sostener que las mujeres tenían derechos de ciudadanía. Tres siglos después, aunque hay avances considerables, la mujer sigue siendo la más marginada entre los marginados.

500 millones de mujeres adultas que no saben leer ni escribir y representan los dos tercios de los analfabetos adultos del mundo.

De los 113 millones de niños en edad de asistir a la escuela primaria que no asisten a la escuela, casi dos tercios son niñas.

Las mujeres representan actualmente el 50% de las personas infectadas por el VIH en todo el mundo.

Mil 300 millones de personas viven en la pobreza extrema en el mundo, subsistiendo con menos de 1 dólar por día, entre el 60% al 70% son mujeres.

Más de mil millones de personas, carecen de acceso a agua apta para el consumo y dos mil 400 millones carecen de acceso a servicios de saneamiento. Los pobres en especial las mujeres y niñas- invierten gran parte de su tiempo en intentar conseguir agua.

Se calcula que la falta de salubridad del agua y el saneamiento causa el 80% de las enfermedades en el mundo empobrecido. Las mujeres y las niñas son las que más sufren por la falta de infraestructura de saneamiento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>