600 trabajadores de maquila exigen pago de sus prestaciones laborales

Los obreros que desde el miércoles anterior mantienen cerrados los portones y se encuentran dentro del plantel de la maquiladora de capital coreano. Aseguran que hace varias semanas los ejecutivos de la fábrica comenzaron a sacar la maquinaria y materia prima para ubicarla en otras empresas, les anunciaron que sólo tenían trabajo para dos semanas y varios supervisores han renunciado de la empresa.

Asimismo afirman que el apoderado legal de la empresa, Roberto Palomo y el gerente general, identificado únicamente como Mister Lee, en repetidas ocasiones han insinuado que la maquiladora Corazón Apparel presenta dificultades por la falta de contratos y que en algún momento podría generarse un cierra temporal de tres meses.

Antecedentes
Hace cinco años cerca de 25 empresas fabricadoras de ropa cerraron operaciones por falta de contratos y despidieron a más de 20 mil trabajadoras y trabajadores. Se calcula que las prestaciones que no les pagaron a los obreros suman unos 300 millones de Lempiras equivalentes a unos 16 millones de dólares.

Desde hace más de quince años de expansión de la maquila, el Estado se ha dedicado a favorecer a los empresarios otorgándoles privilegios y en ningún caso ha garantizado el pago de los derechos laborales de los obreros, quienes lo han conseguido ha sido apoderándose y rematando las maquinarias y bienes de las empresas.

El capitulo VII del Código Laboral, relativo a la suspensión de contratos de trabajo, establece el procedimiento que las empresas deben seguir ante las autoridades para una suspensión temporal. Los empresarios se aprovechan de esa normativa y amañadamente suspenden temporalmente y durante ese tiempo desmantelan las fábricas dejando burlados a los trabajadores.

Negociaciones
Al momento que los trabajadores tomaron la empresa Corazón Apparel, el gerente general Mister Lee se encontraba al interior de la fábrica y no le han permitido salir como presión para que se inicien negociaciones. El apoderado legal de la fábrica, Roberto Palomo, interpuso una denuncia ante el Ministerio Público acusando a los trabajadores de secuestro y pide la intervención de la policía para que lo saquen del plantel.

Se ha realizado pláticas al interior de la empresa con la participación de Directora Regional del Trabajo, Lucía Rosales, del gerente de la empresa y su apoderado legal, los dirigentes del sindicato de trabajadores y su apoderado legal.

Los empresarios aceptan que no tienen más contratos, pero se niegan a garantizar el pago de prestaciones ante la posibilidad de cierre definitivo.

Segùn los operarios, Roberto Palomo es un abogado que ha asesorado a varias maquiladoras en procesos fraudulentos de cierre y robo de prestaciones a los obreros. Una de esas empresas fue Paraíso donde era Gerente Mister Lee.

Los dueños de Corazón apparel son también propietarios de la empresa Yoo Yang y según los obreros tienen fábricas en Nicaragua y Vietnam.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>