69 días de HUELGA NACIONAL

“Ni la hojas se mueven en el imperio del banano”
Se decía en aquellos tiem­pos y como dando a entender el inmenso y refinado apara­to de represión de las transna­cionales bananeras, a través de la cual se mantenía a las y los trabajadores del banano, encerrados en una inmensa prisión verde, como la descri­biera Ramón Amaya Amador. Sometidos a un régimen tiránico e injusto que le negaba sus más ele­mentales derechos de organi­zación sindical, los obligaba a recibir salarios miserables, a soportar despidos arbitrarios, malos tratos de los mandado­res o capataces y a vivir en insalubres barracones padeciendo paludismo y fie­bre amarilla que siempre ocasionaba la muerte.

LAS RAZONES DE LA HUELGA
Sobre la base de las condiciones inso­portables de vida es que se desarrolla la gran Huelga de abril a Julio de 1954, que paralizó no solo las plantaciones banane­ras sino la casi totalidad de la actividad productiva del país. La huelga estalla el 30 de abril en las instalaciones de la Tela Railroad Company, en El Progreso, Yoro, después se extendió a la totalidad de las instalaciones de la empresa en La Lima, Puerto Cortés, y Tela de donde se propaga a las plantaciones de la empresa Standard Fruit Co. en La Ceiba.
En La Ceiba, además de los trabaja­dores bananeros, entran en huelga los obreros de la embotelladora de bebidas refrescantes y cervezas, los de la
fábrica de jabón y manteca y de zapatos. En San Pedro Sula, La Cervecería Hondureña, la Tabacalera Hondureña, varias empre­sas textiles y los mineros de El Mochito propiedad de la Rosario Mining Company. También se declararon en huelga, en Tegucigalpa estudiantes universitarios y de secundaria junto con los maestros se paralizaron en solidaridad con los trabaja­dores bananeros y recolec­taron fondos y alimentos para los huelguistas.

¿QUIÉN CONDUJO LA HUELGA REALMENTE?
Sobre la base de la organización clan­destina y de la educación sindical de los núcleos más destacados de los trabajado­res bananeros, es que se desarrolla la huelga.
En este trabajo tuvo una valiosa parti­cipación el Partido Revolucionario Democrático de Honduras, que mediante los periódicos clandestinos educaba sin­dical y políticamente a los trabajadores, al igual que algunos núcleos iniciales del Partido Comunista de Honduras.
Sin embargo, pese al esfuerzo desple­gado por estas dos organizaciones progre­sistas, finalmente se impuso a través de la represión del estado y de los monopolios bananeros, una posición de liderazgo más cercana a los intereses patronales auspi­ciado por la United Fruit Company y de la Organización Regional Interamericana del Trabajo ORIT


LOS OBJETIVOS DE LA HUELGA

  • El derecho a la libre organización sindical
  • Aumento de salarios a trabajadores y empleados
  • Mejoramiento de las condiciones de trabajo
  • Jornadas de ocho horas diarias de seis nocturnas
  • Salario doble por horas extras
  • Salario igual por igual trabajo
  • Cese de los despidos arbitrarios

*Cese de la discriminación racial

  • Tratamiento médico gratuito en los hospi­tales de la compañía
  • Enseñanza primaria laica y gratuita
  • Jubilaciones para los muelleros

LOS LOGROS DE LA HUELGA
Entre otros de beneficio particular para los bananeros se conquistó:
1. El reconocimiento del derecho de sindi-calización
2. La aprobación futura del Código del Trabajo
3. La creación del Instituto Hondureno de Seguridad Social
4. Disminución de las horas de trabajo,
5. Mejoramiento de algunos salarios.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>