Empresa Yoo Yang otra golondrina que se va

La historia nuevamente se repite. Los trabajadores quedaron a la deriva y sin el pago de sus prestaciones.

Yoo Yang, de capital coreano tenía 17 años de funcionar en el Zip Continental, ubicada en La Lima, Cortés, cerró operaciones dejando a la deriva y sin el pago de sus prestaciones a los obreros.

“Sabíamos que la empresa estaba pasando por una crisis financiera que desde hace varios meses se manifestaba en escasez de trabajo y venta de materia prima que se estaba efectuando de manera sospechosa entre el gerente administrativo, Kong Jong Hoon y el supervisor del área de corte, Bemis Barahona”, manifiesta Norma Araceli Cortés, presidenta del Sindicato de Trabajadores de Yoo Yang (Steyy).

Según la dirigenta, ante la escasez de trabajo Yoo Yang únicamente se quedó operando con subcontratos de Shin Sung Modas S.A de C.V ubicada en Zona Libre Americana de Choloma Cortés, produciendo para la marca American Eagle y Ríos Garment S. de R.L, situada en ZIP Río Blanco de San Pedro Sula.

Los trabajadores se reunieron el 5 de febrero de este año con el gerente general, Il Bong Park, a quien le expusieron su preocupación por el poco trabajo y la venta irregular de la materia prima de la misma empresa. Entre los acuerdos que resultaron de esa reunión la empresa se comprometió a mantener el trabajo y la estabilidad laboral de todos los operarios. Otro de los puntos acordados fue que en el caso de que la empresa no pudiere subsistir, la misma se comprometía a pagar los derechos laborales de ley y con dinero en efectivo.

Las sospechas de los obreros surtieron sus efectos el lunes 18 de este mes. En la tarde del domingo 17, miembros del sindicato se percataron que los ejecutivos de Yoo Yang se habían marchado de sus viviendas y sin dejar rastro alguno.

En las instalaciones de Yoo Yang todavía se encuentra la maquinaria de costura, de la cual un 80 por ciento se encuentra en buen estado, asegura Mario Izaguirre, secretario de actas del Steyy. Posteriormente se hará un inventario para determinar el valor y con ello pagar parte de las prestaciones laborales a los 769 obreros.

El sindicato de Yoo Yang tampoco se quedó de brazos cruzados. Acudieron al Ministerio del Trabajo para presentar la denuncia y exigían que el caso fuera resuelto por la directora Regional, Lucia Rosales Fino, pero ella se encuentra de vacaciones, por lo que no tuvieron respuesta satisfactoria. Los obreros rechazaron que otro funcionario de la Secretaria del Trabajo los acompañara en el proceso.

El Steyy está afiliado a la Central de Trabajadores de Honduras (CTH) y juntos emprenderán acciones legales para enjuiciar a los propietarios de la maquiladora Yoo Yang.

A mediados del año pasado la fábrica Corazón Aparell cerró operaciones de la misma forma que ahora lo hizo Yoo Yang. En su momento los trabajadores manifestaron que las dos empresas eran propiedad del mismo empresario y según la presidenta de Steyy, Yoo Yang se debilitó después de la quiebra de Corazón.

Los inversionistas también mantienen fábricas en Nicaragua y Vietnam. Roberto Palomo apoderado legal de la empresa Yoo Yang, también representó los intereses de Corazón Aparell y ha asesorado varias empresas maquiladoras en procesos fraudulentos de cierre y robo de prestaciones a los obreros.
RG

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Puedes usar estas etiquetas y atributos HTML:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>